jump to navigation

REFLEXIONES ACERCA DE LA LUNA DE ENERO 2008 enero 18, 2008

Posted by hortelanasdelalma in reflexiones.
trackback

Hortelanas,
 
Cada nueva luna renueva una parte en mi necesaria para seguir andando y esto lo agradezco a la vida y a cada una de uds. por hacer posible tan magnifica concentración de energía de luz y amor.
Tengo algunas  reflexiones acerca del tema que en nuestra última luna nos llevó a hurgar cómo está la prosperidad dentro de nosotras y qué significa verdaderamente esa palabra?  
El tema lo sugiere una hortelana a propósito del lema convencionalmente aceptado  de “Feliz Navidad y Próspero Año Nuevo” 
Así,  discurriendo en la reflexión sobre el mismo decíamos que alguna de nosotras teníamos reprimida la energía que generaba prosperidad en nuestras vidas,  decíamos también que existe una correlación entre el placer (como principio) y la prosperidad llegando incluso  al acuerdo que la prosperidad  no es algo fuera de mi que deba alcanzar,  sino una actitud dentro de mi que necesita hacerse cada vez más consciente.
Otra de nosotras apuntó que la posibilidad de ser próspera viene de la capacidad libre y espontánea  de desear. Pareciera que allí radica alguna de las comprensiones del asunto con lo cual deviene la pregunta qué es lo que tenemos reprimido; la capacidad de generar prosperidad en mi vida o la capacidad de generar-me placer en mi vida?
Porque sin duda la culpa,  (ese sentimiento paralizante y nefasto) está mucho más arraigado a las diversas caras del placer que a  las de la prosperidad. Tan es así que sentimos culpa no de la prosperidad sino del placer que  significa ser próspero toda vez que tanto lo uno como lo otro están de manera inconsciente  ligados a lo mundano y material.
Esto nos lleva a otra reflexión que surge de vieja y paradigmática posición dual e irreconciliable entre el ideal   ultramundano según el cual la salvación y la liberación final no pueden ser hallados en este mundo,  donde el placer en todas sus manifestaciones se encuentra consustanciado al pecado a la prohibición y consecuentemente al castigo divino.
Y, la reflexión planteada a partir de la modernidad y  la postmodernidad  según la cual el único mundo que existe es el mundo sensorial, empírico y material donde el placer de los sentidos y de la materia toma dimensiones casi divinas y nos plantea una nueva religión.
Por otro lado sabemos que todo aquello que se reprime estalla en fuegos demoledores así que la letanía de esta nueva religión hace casi un deber la búsqueda de placer material la no represión de los deseos mundanos.  
Cabe discernir entonces  la gran diferencia entre  no reprimir y trascender,  donde consensualmente lo primero necesita liberarse y lo segundo debería ser un ideal a alcanzar y en ello  la actitud de  prosperidad es un camino entre estos dos extremos y el placer,  una de las claves para recorrerlo.
Hasta que no  podamos libremente  gozar sin sentirnos culpables   de lo que tenemos y  podamos compartir de manera  generosa con nosotras mismas  y con todo y todos  los demás,  no podremos alcanzar el ideal de trascender,  a otro nivel.
El trascender es uno de los “impulsos” de la evolución de la conciencia y trascendiendo nuestras apetencias y sensaciones de carencia materiales es   donde el Espíritu despierta a sí mismo y comienza a tomar consciencia de su auténtica naturaleza.
Es entonces allí donde seremos  encontrados con la verdadera prosperidad,   a saber, la plenitud y gozo de estar vivos, de ser parte de una totalidad aun mayor, allí donde la abundancia es infinita, la compasión nuestra acción y el  placer puede adquirir sofisticaciones tales que se puede alcanzar el éxtasis  (la máxima dimensión del placer) en el solo pensamiento de Dios.
 Aprovecho de recomendar la lectura o relectura de nuestros místicos cristianos. En ellos encontramos las  bases espirituales  de nuestra tradición  cristiana. Su lectura nos ayuda a tener una más elevada  comprensión de la idea de la culpa tal y como nuestra religión católica nos la ha transmitido y la culpa así vivida  es la que nos tiene frenados tantos caminos de evolución de la conciencia.
HASTA LA PRÓXIMA LUNA 
Hortensia (hortelana del alma)

Anuncios

Comentarios»

1. Laura - septiembre 7, 2008

me gustó compartir tus reflexiones…


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: